Generic Image Blue B

Graves inquietudes acerca de investigación sobre dos décadas de abuso sexual en Gabón

Abuso Sexual Comunicado
28 de marzo de 2022
Generic Image Blue B
Como sindicato global de futbolistas profesionales, la función principal de FIFPRO es proteger el bienestar de los mismos. Por consiguiente, mostramos profunda consternación al conocer los supuestos niveles sin precedentes de abuso sexual denunciados en el fútbol de Gabón, que han tenido lugar al menos en las últimas dos décadas.

Estas alegaciones llegan en un momento en que FEGAFOOT, la federación nacional de fútbol de Gabón, perteneciente a la FIFA, afronta amplias críticas por la pésima gestión mostrada en los últimos años. Las críticas incluyen los siguientes puntos:

  • FEGAFOOT no ha logrado reiniciar el fútbol desde la pandemia, a pesar de recibir notable asistencia financiera como parte del plan de ayuda de la FIFA ante el COVID-19. Actualmente, no se está jugando al fútbol de primer nivel en el país.
  • FEGAFOOT ha incumplido sus compromisos de canalizar una parte considerable del plan de ayuda de la FIFA ante el COVID-19 directamente a los jugadores, muchos de los cuales mantienen salarios pendientes de cobro desde la temporada 2016/17. Al contrario, dichos fondos para una causa concreta se distribuyeron a otras partes interesadas, incluyendo a antiguos presidentes de la Federación de fútbol.
  • FEGAFOOT ha mostrado un total desprecio por el fútbol femenino. El impago de las jugadoras de la selección nacional femenina es un problema recurrente. Hemos recibido también denuncias de prácticas comunes en FEGAFOOT, como la retención y/o confiscación de los pasaportes de las jugadoras para asegurar que mantengan silencio sobre diversas cuestiones.
  • FEGAFOOT no ha logrado implementar los mecanismos clave de gobernanza secundados por la FIFA, incluyendo una Cámara de Resolución de Disputas.
  • FEGAFOOT ha incumplido reiteradamente sus compromisos con las futbolistas y sus representantes. Más aún, su personal directivo solicitó directamente el arresto de la delegación del miembro de FIFPRO, ANFPG, sin que existieran argumentos jurídicos para ello, simplemente para impedir su interacción con la selección nacional. La queja de FIFPRO contra FEGAFOOT, remitida a los correspondientes organismos de la FIFA, está pendiente de respuesta.

Contra este catálogo de incumplimientos, FIFPRO ha expresado reiteradamente sus inquietudes acerca de la competencia de FEGAFOOT para gestionar una investigación compleja y sensible en lo relativo al abuso sexual. Hasta la fecha, no hemos recibido una respuesta satisfactoria relativa a esas inquietudes y, por consiguiente, el año pasado iniciamos una investigación preliminar e independiente.

Los hallazgos de dicha investigación preliminar son muy preocupantes. Hemos identificado a diversas víctimas y numerosos testigos, que han hablado acerca de una serie de abusadores en serie y de perfil elevado, quienes están profundamente integrados en las estructuras futbolísticas de Gabón. A estos individuos se les permitió seguir abusando de su posición a pesar de plantearse estos inquietantes casos, tanto a nivel público como privado, ante los principales cargos de FEGAFOOT. De hecho, una revisión de fuentes públicas realizada por nuestro equipo investigador, muestra que los principales representantes de FEGAFOOT reconocen que tenían constancia de las alegaciones de abuso. En suma, era un secreto a voces que durante años no fue abordado.

Por otra parte, hemos notificado a la FIFA las preocupantes alegaciones de que ciertos individuos con vínculos cercanos a FEGAFOOT han emitido amenazas contra las jugadoras y los testigos que podrían tener pruebas relevantes para cualquier investigación, en un intento de silenciarlas.

Por consiguiente, FIFPRO ha instado de nuevo a la FIFA a garantizar que se lleve a cabo una investigación competente e independiente. Seguiremos aprovechando nuestra posición e influencia para garantizar que el coraje de las víctimas y los denunciantes no pase desapercibido. Esta es una oportunidad fundamental para proteger a las jugadoras y garantizar que Gabón mantenga una estructura de gobernanza funcional en el fútbol, que beneficie al conjunto de la comunidad futbolística, y para hacer del fútbol un lugar seguro en el que las futbolistas puedan jugar y prosperar.