Vea lo que sucede en Facebook Twitter YouTube Flickr

FIFPro-Worlds-players-union-mobile-logo


Mientras Luis Suárez se enfrenta al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAD), en Suiza, para apelar las sanciones que le ha impuesto la Comisión Disciplinaria de la FIFA, FIFPro ha preparado la siguiente declaración:


FIFPro, el Sindicato mundial de futbolistas, está de acuerdo en que debe aplicarse una sanción. Sin embargo, la cuestión es si la combinación de sanciones que la FIFA ha impuesto sobre el jugador es un modo adecuado de abordar el caso.

El hecho de que Luis Suárez haya sido juzgado y vilipendiado en público desde que tuvo lugar el incidente constituye ya una sanción en sí mismo. Por otra parte, ha sido remarcable observar la respuesta de sus compañeros de profesión y del propio afectado, Giorgio Chiellini. Muchos opinan que las sanciones son excesivas. Esto transmite una señal importante para su consideración por parte del panel del TAD.


Las sanciones son una respuesta desproporcionada a la falta; especialmente, la prohibición de cuatro meses para toda actividad relacionada con el fútbol, que es injusta para Suárez pues infringe su derecho a trabajar a nivel de club.


En el ámbito internacional, donde se cometió la falta, una sanción de nueve partidos para Uruguay es también demasiado severa, pues en realidad equivale a una sanción de dos años.


FIFPro manifiesta que la naturaleza educativa de la sanción, mencionada por la FIFA en la sentencia, puede conseguirse de forma mucho más oportuna convirtiéndola en parcialmente condicional, incluyendo la obligación para Luis Suárez de recibir tratamiento.


Esto puede aplicarse sobre el número de partidos, pero también sobre el periodo de la sanción. La Comisión de apelaciones de la FIFA ha dejado pasar una oportunidad de tomar ese hecho en cuenta. Ahora, FIFPro espera que el TAD respete esos supuestos.