Vea lo que sucede en Facebook Twitter YouTube Flickr

FIFPro-Worlds-players-union-mobile-logo

La respuesta de FIFPro a la implementación del Código de conducta en un intento por poner fin al arreglo de partidos en el fútbol profesional europeo suscita tanto orgullo como determinación.

En los últimos dos años, FIFPro División Europa, en colaboración con nueve de sus sindicatos de futbolistas, así como con la UEFA y con la Universidad Birkbeck de Londres, ha establecido una base importante en la lucha contra el arreglo de partidos. Todas las partes antes mencionadas han trabajado juntas en el programa informativo y educacional Don't Fix It, cuyo objetivo ha sido proporcionar a los futbolistas y a todas las partes interesadas del fútbol profesional (árbitros, administradores, oficiales de integridad y autoridades) información detallada y experta sobre el arreglo de partidos, así como advertir de sus peligros.

Uno de los resultados de ese proyecto ha sido la redacción de un Código de conducta conjunto, que proporciona a todos los futbolistas, árbitros, clubes y demás personal oficial información clara sobre cómo actuar para salvaguardar la integridad del fútbol profesional. Finalmente, todas las partes relevantes del fútbol europeo han adoptado el Código de conducta: la UEFA y las tres partes interesadas EPFL, ECA y FIFPro División Europa, que se han unido para formar un Grupo de Trabajo especial en materia de integridad, denominado "Protege nuestro juego".

"Esto explica por qué FIFPro siente tanto orgullo", afirma Tony Higgins, portavoz de FIFPro en la lucha contra el arreglo de partidos. "Una vez más, demuestra que FIFPro se compromete totalmente a combatir el arreglo de partidos, y que en muchos casos sigue tomando la iniciativa de afrontarlo."

Mediante la firma de este Código de conducta, todos los futbolistas profesionales y las demás partes interesadas de este deporte se comprometen a distanciarse del arreglo de partidos y, de esa manera, a hacer todo lo que esté en su poder para "Proteger nuestro juego".

Lea támbien: Fútbol europeo adopta código de conducta en materia de integridad

Sin embargo, FIFPro desea hacer hincapié en su determinación, porque el lanzamiento de este Código de conducta no significa que la lucha contra el arreglo de partidos está cerca de ser ganada todavía.

"La semana pasada, los expertos dijeron que entre 60 y 80 países han denunciado casos de arreglo de partidos cada año en los últimos tres años", ha manifestado Higgins. "Estas cifras muestran el peligro que este horrible fenómeno representa."

"Recientemente he visto una entrevista con una de las principales figuras del mundo delictivo. Era vergonzoso ver cómo esta persona hablaba con orgullo y sin ninguna forma de arrepentimiento sobre las actividades con las que ha perjudicado a decenas, cientos o quizá miles de vidas y ha destruido carreras deportivas. Esa entrevista ha demostrado de manera irrefutable que el arreglo de partidos es un delito sumamente grave, en el que las vidas de los futbolistas profesionales, de los árbitros y de los administradores quedan subordinadas a la avaricia de la delincuencia organizada."

El hecho de que el Consejo de Europa haya comenzado hoy con la firma del nuevo convenio sobre la manipulación de las competiciones deportivas constituye un paso importante en la lucha contra el arreglo de partidos. Los Estados que están firmando el convenio se disponen a castigar la manipulación de las competiciones deportivas, tipificando esa práctica como delito. Higgins: "Para erradicar el fraude deportivo, es absolutamente necesario que el arreglo de partidos sea considerado delito."

COC-cover-650