Vea lo que sucede en Facebook Twitter YouTube Flickr

FIFPro-Worlds-players-union-mobile-logo

FIFPro, el sindicato mundial de futbolistas, aconseja a los futbolistas profesionales que no firmen contratos con clubes serbios durante el periodo de transferencias de este mes, debido al empeoramiento de las condiciones laborales en ese país.

 

El Informe Global del Empleo FIFPro 2016, publicado recientemente, ha concluido que el 68% de los futbolistas en ese país de la Europa del Este no recibe su salario a tiempo, y que el 89% de los que fueron transferidos a su club actual por cierta cuantía fueron presionados a aceptar la transferencia.

Ahora, en una medida sin precedentes, la federación serbia de fútbol ha destituido a los principales árbitros que dirimen las disputas entre los clubes y los jugadores, reduciendo aún más las oportunidades de que se respeten los derechos de los futbolistas.

En virtud del reglamento de la FIFA, el panel conocido como Cámara Nacional de Resolución de Disputas deberá estar compuesto de manera equitativa por árbitros nombrados por los clubes y los futbolistas.

En una decisión inesperada de su “comité de urgencia”, las autoridades del fútbol serbio no solo han destituido a los árbitros escogidos por el sindicato serbio de futbolistas, sino que además han nombrado a representantes que mantienen vínculos con los principales clubes, el Estrella Roja y el Partizán de Belgrado, para ocupar los puestos de presidente y vicepresidente de la Cámara.

Por lo general, el presidente y el vicepresidente tienen el voto decisorio en caso de disputa.

Además, la federación serbia de fútbol ha incrementado las tarifas que los futbolistas deben pagar para iniciar un procedimiento contra los clubes, y ha ordenado que todos los casos que siguen abiertos en la anterior Cámara de Resolución de Disputas se reinicien bajo el nuevo régimen.

“Esta es una violación flagrante de los derechos fundamentales de los futbolistas profesionales que trabajan en Serbia, quienes realmente juegan ahora en un entorno sin ley,” ha afirmado el Secretario General de FIFPro, Theo van Seggelen.

“Instamos a la federación serbia de fútbol a que revoque inmediatamente esta decisión.

“Mientras no se resuelva esta situación, advertimos a los futbolistas para que no vayan a jugar al fútbol en Serbia.”

El periodo de transferencias para mitad de la temporada en Serbia comienza el 23 de enero, hasta el 17 de febrero.

El sindicato serbio de futbolistas, Nezavisnost, ha supervisado 250 casos de futbolistas que han acudido al arbitraje en los últimos dos años, en una liga con aproximadamente 500 futbolistas.

“Cuando firmas un contrato con un club serbio, tienes un 50% de posibilidades de acabar en un tribunal,” ha afirmado Mirko Poledica, presidente del sindicato.

“Por lo tanto, es fundamental que la cámara sea un organismo de arbitraje independiente e imparcial.”

El anterior sistema de arbitraje, antes de implantarse los cambios unilaterales de la federación, funcionaba de forma eficaz, ha añadido Poledica.