Vea lo que sucede en Facebook Twitter YouTube Flickr

FIFPro-Worlds-players-union-mobile-logo

El abogado de Clifton Miheso ha presentado una reclamación ante la FIFA, después de que el futbolista recibiera presiones por parte de dos hombres armados para poner fin a su contrato con el club sudafricano Golden Arrows.

Los hombres armados se presentaron en las oficinas del club, donde el futbolista keniata de 24 años mantenía una reunión con el director ejecutivo, y le presionaron para que firmase la rescisión de su contrato.

Ese mismo día, el 14 de enero, la presidenta del club persuadió a Miheso a que presentase una denuncia ante la policía, y le dio instrucciones para escribir una carta que le dictó, en la que manifestaba que no tenía ningún problema con el club y que este le había tratado bien.

El abogado del futbolista pretende conseguir una prohibición de transferencia, o cualquier otra sanción que la Cámara de Resolución de disputas de la FIFA considere adecuada para este club con sede en Durban, además del pago de unos 22.000 dólares en salarios debidos.

El 3 de febrero, el sindicato mundial de futbolistas, FIFPro, emitió una declaración en la que solicitaba que las autoridades hicieran todo lo posible para investigar qué había ocurrido exactamente. 

El sindicato sudafricano de futbolistas (SAFPU) ha manifestado haber intentado que la federación nacional de fútbol investigara el incidente.