Back To Back Games Header PWM

Aumenta de partidos consecutivos en fútbol masculino, según investigación de FIFPRO

5 de octubre de 2021

La cantidad de partidos consecutivos en el fútbol masculino y profesional de élite se ha incrementado en los últimos tres años, con algunos futbolistas empleando del 70 al 80 por ciento de su tiempo de juego a un ritmo de dos partidos por semana, según demuestra un nuevo informe de FIFPRO.

PWM MEN
MEN'S FOOTBALL

2021 Player Workload Monitoring Report

Haga clic aquí para descargar el informe completo

Este contenido ha sido ocultado porque las cookies no han sido aceptadas. Haga clic aquí para reconsiderar.

El informe, basado en los datos proporcionados por la Plataforma de Seguimiento de la carga de trabajo del jugador (PWM) de FIFPRO, mide la saturación de partidos, examinando la cifra creciente de minutos que juegan los jugadores en partidos consecutivos reiterados, lo que contraviene las recomendaciones científicas acerca de la salud y el rendimiento de los atletas. El informe propone nuevos modos de reducir esta sobrecarga de trabajo para los jugadores, y advierte sobre los riesgos que generan los viajes agotadores y la reducción de los descansos fuera de temporada.

Elaborado junto con KPMG Football Benchmark, el informe se basa en datos de aproximadamente 40.000 apariciones de jugadores, en una muestra que abarca 265 futbolistas de 44 ligas del fútbol masculino, entre junio de 2018 y agosto de 2021.

Los futbolistas de la muestra que alcanzaron la mayor carga de trabajo –jugadores convocados para sus respectivas selecciones nacionales, en la cumbre del juego- registraron una media del 67 por ciento de minutos sobre el campo de juego en partidos consecutivos (*) en 2020-21, lo que representa un aumento desde el 61 ciento de las dos temporadas anteriores. Es importante observar que la exposición acumulada de partidos constituye un riesgo para la salud del jugador, su rendimiento y la longevidad de su carrera.

Al igual que la sobrecarga de partidos, distancias excesivas de viaje y menores periodos de descanso (dentro y fuera de temporada) incrementan la sobrecarga que repercute en la salud y el rendimiento de los jugadores.

Los viajes internacionales de larga distancia (incluso tras el reciente descenso causado por la pandemia de Covid-19) también ejercen presión sobre la salud y el rendimiento de numerosos jugadores, debido a los cambios repentinos de clima y zonas horarias. Algunos futbolistas han viajado más de 200.000 kilómetros: el equivalente a dar la vuelta al mundo cinco veces, en las últimas tres temporadas.

Las competiciones con mayor promedio de distancia de viajes por desplazamiento fueron los partidos clasificatorios para la Copa Mundial de la FIFA en Sudamérica (6.650 kilómetros) y la Copa Mundial de Clubes de la FIFA (6.414 kilómetros).

PWM 2 Cramp Stretching

La investigación médica recomienda que deben implementarse y hacer cumplir los descansos correspondientes durante y fuera de temporada, con el fin de que los jugadores puedan desconectar de sus funciones, sin tener que atender ningún compromiso profesional. FIFPRO recomienda que todo jugador debe tener un descanso mínimo de 28 días fuera de temporada, y de 14 días en temporada.

Sin embargo, el 45 ciento de los descansos fuera de temporada fueron inferiores a 28 días, y el 30 ciento de los descansos durante la temporada fueron inferiores a 14 días, como muestra el informe. Ello indica que existe un gran grupo de futbolistas que no disfruta descanso suficiente. De hecho, un jugador que figura en el informe registró una media inferior a siete días de descanso fuera de temporada durante los últimos tres años.

La investigación destaca la necesidad urgente de reconsiderar garantías de obligado cumplimiento para proteger la salud y el rendimiento de los jugadores, así como condiciones para los viajes.

Para apoyar la necesidad de implantar soluciones innovadoras, la plataforma PWM de FIFPRO emplea un modelo predictivo que ilustra cómo implementar mecanismos individuales para la protección de los jugadores, como un descanso obligatorio tras determinado número de partidos consecutivos. Por ejemplo, ello podría dar lugar a que un jugador de la Premier League aparezca entre dos y ocho veces menos para su club y la selección nacional durante una misma temporada.

“Los datos demuestran que debemos aligerar la presión sobre los jugadores de élite”

— por Jonas Baer-Hoffmann, Secretario General FIFPRO

La investigación científica muestra que los jugadores tienen mayor probabilidad de soportar lesiones musculares cuando juegan dos partidos en la misma semana. Aunque se reconoce a nivel general el mayor riesgo de lesión para jugadores en partidos consecutivos, los efectos más amplios de una sobrecarga extrema sobre la capacidad de entrenamiento, desarrollo, recuperación y mantenimiento de la resiliencia mental siguen en su mayor parte subestimados.

El Secretario General de FIFPRO, Jonas Baer-Hoffmann, ha afirmado: “Los datos demuestran que debemos aligerar la presión sobre los jugadores de élite, y este informe aporta nueva investigación de por qué necesitamos mecanismos reguladores y de obligado cumplimiento para proteger a los futbolistas. Este es el tipo de soluciones que deben ocupar prioridad en la agenda, siempre que debatamos el desarrollo del calendario de partidos. Ha llegado el momento de dar prioridad a la salud y al rendimiento del jugador.”

La Directora Global de Deportes de KPMG, Andrea Sartori, ha afirmado: “Los extensos datos procedentes de la plataforma PWM de FIFPRO acerca del calendario de partidos confirman que la creciente carga de trabajo del futbolista constituye una cuestión crítica no solo para la salud de los jugadores, sino también para el desarrollo sostenible del juego. Por lo tanto, se requiere un enfoque holístico y centrado en el jugador, asumido por todos los partícipes, en todo futuro debate sobre los próximos formatos competitivos y del calendario de partidos.”

 (*) Estos datos sobre partidos consecutivos se basan en que un jugador permanezca sobre el campo de juego al menos 45 minutos, tras haber jugado un mínimo de 45 minutos en el partido anterior, con menos de 5 días de tiempo de recuperación entre dos apariciones consecutivas.  

Los informes anteriores de PWM de FIFPRO se publicaron en mayo para el fútbol masculino, y en junio para el fútbol femenino.