Webster ANP 2500

Cómo Andrew Webster quebrantó su contrato sin recibir sanciones deportivas

9 de marzo de 2020
El futbolista profesional de nacionalidad escocesa, Andrew Webster, fue el primer jugador que invocó con éxito el artículo 17 del Reglamento de transferencias de la FIFA, el cual permite que un jugador menor de 28 años finalice su contrato después de tres años (y jugadores mayores de esa edad, después de dos años) sin recibir sanciones deportivas.

Evolución del caso

Webster se incorporó al Heart de Midlothian en 2001, y firmó un nuevo acuerdo de cuatro años en 2003 con el equipo escocés. Dado que el defensa jugó brillantemente y se convirtió en jugador de la selección nacional, el Hearts abrió negociaciones para un nuevo contrato. Entre enero y abril de 2006, Webster rechazó diversas ofertas del club, pues no satisfacían sus expectativas.

Aparentemente, el Hearts pretendía forzar a Webster a aceptar un nuevo contrato, tomando la sorprendente medida de no seleccionarle en algunos partidos. El propietario del club manifestó incluso que incluiría a Webster en la lista de transferencias.

Preocupado por el comportamiento de su club, Webster solicitó consejo al sindicato escocés de futbolistas, y decidió poner fin a su contrato de manera unilateral y sin causa justificada, de conformidad con el artículo 17 del Reglamento sobre el estatuto y la transferencia de jugadores de la FIFA. Esa finalización del contrato ocurrió fuera del denominado periodo protegido de tres años a partir de la fecha en que fue contratado por el Hearts.

En agosto de 2007, Webster firmó un acuerdo de tres años con el equipo inglés Wigan Athletic. Ni Webster ni el Wigan pagaron indemnización alguna al Hearts por la transferencia.

El Hearts presentó reclamación ante la Cámara de Resolución de Disputas de la FIFA, exigiendo una indemnización por incumplimiento de contrato sin causa justificada por parte de Webster, y su suspensión. La CRD decidió que Webster había quebrantado el contrato sin causa justificada, y por ello, tenía que pagar una indemnización de 625.000 GBP, declarando al Wigan responsable solidario. Webster y el Wigan apelaron la decisión ante el tribunal de arbitraje deportivo a nivel internacional, el TAD.

 

Decisión

El 30 de enero de 2008, el TAD decidió que Webster tenía que pagar al Hearts el valor restante de su contrato con el club (150.000 GBP), además de los intereses devengados. Wigan era responsable solidario.

 

¿Por qué este veredicto es tan importante?

Andy Webster fue el primer jugador que invocó con éxito el artículo 17 del Reglamento de Transferencias de la FIFA. Únicamente tuvo que pagar el valor restante de su contrato, y no afrontó sanciones deportivas pues el incumplimiento del contrato “se cometió” fuera del periodo protegido.

 

Reacción

El sindicato escocés de futbolistas (PFA) apoyó a Webster desde el primer día, en estrecha cooperación con el Departamento Jurídico de FIFPRO. El Director del PFA, Fraser Wishart, manifestó: "Doce años después de Bosman, esta es una nueva decisión que marcará un hito."

 

¿Desea saber más?

Casos jurídico